Camisetas tipo polo, elección cómoda y versátil para toda ocasión

La popularidad de las camisetas tipo polo ha ido en aumento y cada vez son más las empresas, centros educativos y personas del común quienes las prefieren a la hora de plasmar su logo e imagen en estas prendas. Esta prenda se considera un clásico, que puede ser utilizado en cualquier época del año, así como en cualquier ocasión.

Desde el momento en que la camiseta tipo polo salió a la luz hace algunas décadas, son cada vez más las empresas e instituciones las que deciden incluirlas como parte de su uniforme. Puedes encontrarla en manga corta o larga. Elegir esta opción beneficia también a tu bolsillo, puesto que se considera una prenda muy asequible que por lo general es económica, ya que su confección se hace en grandes cantidades. Este último aspecto es una de sus principales ventajas. Al adquirir esta camiseta, como parte de la dotación, te ahorras los costes que supone adquirir el resto de indumentaria correspondiente; eso sí, sin dejar de brindar una imagen limpia, uniforme y elegante. A continuación, te comentamos otras ventajas de incluir esta prenda en tu guardarropa.

Versatilidad

Es bien sabido que este tipo de prendas son muy solicitadas para usarse en todo tipo de ocasiones y por eso ahora son cada vez más los distribuidores, al ser camisetas solicitadas en muchas empresas como parte de la indumentaria laboral, así como también en instituciones educativas como uniforme de deporte.

Esta prenda la puedes encontrar en cualquier color, talla, largo de mangas, así como para hombre y mujer, con un corte que diferencia las dos figuras perfectamente. Esta es precisamente una de sus más grandes ventajas. La razón por la que su uso en dotación empresarial es tan común se debe a que aporta elegancia y seriedad, además de ser personalizable. Son compatibles con todo tipo de prenda inferior, como un jean, leggings, pantalones deportivos, short e incluso faldas.

El bordado es la técnica mas conocida para plasmar una imagen; dura el mismo tiempo que la prenda y no se le va el color con los lavados. Por otro lado, también existen dos formas de estampar muy populares por su efectividad. Una de ellas es a través de transferencia, impreso en un papel especial, sobre la prenda y se calienta con una plancha industrial a 200 °C. La serigrafía, por su lado, se realiza con una malla trenzada, por la que se transfiere la tinta, que reacciona con los rayos UV, sobre la prenda. Ambas técnicas son rápidas y fijan el diseño por mucho tiempo.

Comodidad y duración

Dependiendo de las exigencias que se tengan a la hora de ser fabricadas, por lo general, estas son prendas confeccionadas con materiales que aportan comodidad y frescura. En este caso, por ejemplo, la tela es una mezcla de piqué con poliéster y algodón. En el caso del poliéster, este material sintético está fabricado con unas fibras muy fuertes, lo que lo convierte en un material resistente y duradero. También es resistente a las arrugas y al moho, al ser un material transpirable. Puedes realizar todo tipo de actividad física, bien sea deporte o trabajo y se adaptará a tu cuerpo y movimientos de una manera que te permitirá estar cómodo y fresco. A esto le sumamos que su tiempo de secado es mucho más corto.

Otras de las ventajas de las camisetas tipo polo en este material, mezclado también con algodón, es que no se deforma, de modo que sus fibras se mantienen intactas en el momento en que son estiradas o sometidas a exceso de calor, lavado o uso. Ya conoces los principales tipos y ventajas de estas camisetas.

Estamos en línea para resolver tus dudas !Preguntanos¡
Ir arriba